MENU
component-ddb-728x90-v1-01-desktop

Concejo de Austin endurece medidas para detener propagación del virus

ATX CITY COUNCIL FACE MASK ENFORCEMENT.jpg

Con voto unánime, el Concejo Municipal aprobó el jueves por la tarde endurecer la fiscalización del uso de mascarillas, declarando su incumplimiento como molestia pública y autorizando la declaración de emergencia y sanciones civiles.

La nueva orden convierte la falta de mascarilla en un sitio público en una ofensa penada con una multa de hasta $2,000. Según el alcalde, el cambio recibió el respaldo del Gobernador Greg Abbott.

La semana pasada, Abbott ordenó el uso de mascarillas en lugares públicos y en todo sitio donde no se puede guardar la sana distancia en los condados con más de 20 casos activos de COVID-19. La medida tiene algunas excepciones.

Según los expertos médicos, se ha comprobado que las mascarillas pueden ayudar a reducir considerablemente la transmisión del virus. El director interino del Departamento de Salud de Austin y el Condado Travis dijo que regresar a la normalidad dependerá principalmente de esta práctica.

Asimismo, el concejo aprobó una orden para entablar demandas civiles contra lugares de trabajo u obras que no respeten las medidas sanitarias, como exigir el uso de mascarillas a los empleados durante todos los turnos o garantizar una distancia mínima de seis pies cuando hay grupos de 10 o más personas.

Según el concejo, la idea no es imponer multas sino promover la observancia voluntaria ya que Austin se encuentra en estado crítico y se necesita la acción inmediata para frenar los contagios y preservar la capacidad hospitalaria.

close video ad
Unmutetoggle ad audio on off

Trending