MENU
component-ddb-728x90-v1-01-desktop

Condado Williamson revela cómo resolvieron misterio de más de tres décadas

CORONA GIRL3.jpg

La Oficina del Alguacil del Condado Williamson organizó el miércoles una rueda de prensa para dar información actualizada sobre el caso de la "Chica Corona", joven cuyo cadáver apareció hace décadas en el área de Jarrell.

El martes, la agencia había confirmado que el cuerpo encontrado a un costado de la Interestatal 35 el 25 de septiembre de 1989 pertenece a Sue Ann Huskey, una joven de Sulphur Springs al este de Dallas.

"Después de 30 años, por medio del ADN de los programas, pudimos identificarla", dijo Patricia Gutierrez, vocera de la Oficina del Alguacil. "Pudimos encontrar a su familia y avisarles que la habíamos encontrado. Desafortunadamente está muerta, pero mínimo la familia tiene una respuesta".

Según la autopsia, la joven recibió varios impactos de bala. Después de varios años de inactividad por falta de pistas, el alguacil contactó en abril del 2018 al Proyecto DNA Doe para la identificación de desconocidos, pero los primeros intentos para extraer muestras de ADN de los restos fracasaron.

En julio del 2019, la agencia envió muestras a la Comisión Internacional de Personas Desaparecidas, donde las pruebas dieron resultado, lo que permitió analizar la genealogia de la joven. En diciembre del año pasado, uno de los investigadores del caso notificó al alguacil que habían determinado la compatibilidad de la joven.

Los investigadores viajaron a los estados de Alabama y Arkansas para encontrar a familiares distantes y cotejar la información genética.

El caso sigue bajo investigación ya que los implicados en el crimen siguen sueltos. Las autoridades piden a quien tenga información del caso, contactarlos a la brevedad.

close video ad
Unmutetoggle ad audio on off

Trending