MENU
component-ddb-728x90-v1-01-desktop

Municipio de Austin considera nuevos cambios a ordenanzas sobre la indigencia

campinghomeless.png

Como era de esperarse, la sesión especial realizda el miércoles en el ayuntamiento de Austin, se llevó a cabo a casa llena debido a la expectativa que generaron dos propuestas que modificarían las normas sobre la indigencia.

La reunión tuvo el propósito de añadir algunas restricciones a la modificación de las ordenanzas aprobada en junio, cuando el concejo desechó la prohibición de sentarse, acostarse y acampar en lugares públicos.

El cambio de parecer se debe a las quejas y preocupación de cientos de residentes, quienes culparon a este cambio por el aumento de la presencia y visibilidad de los indigentes.

La primera propuesta considera prohibir sentarse, acostarse o hacer campamento en cualquier acera que se encuentre a la orilla de un arroyo, río o en un área de alto riesgo de incendio o inundaciones.

La segunda opción permite acampar en estas áreas siempre y cuando las personas dejen libre un espacio mínimo de cuatro pies de ancho y que la zona no sea propensa a inundaciones y no enciendan fogatas en zonas vulnerables a incendios.

Sin embargo, los activistas que apoyaron el cambio implementado en junio dicen que el municipio está dando un paso atrás.

“Deben de empezar en darles alojamiento digno, no solo moverlos a un lugar donde no los van a ver sino realmente hablar de salud, de hogar digno, de darles las herramientas correctas para que las personas puedan valerse por sí mismas”, dijo Claudia Muñoz de la organización Grassroots Leadership.

Ambas propuestas también contienen explicaciones de lo que constituye un campamento y un área pública, además de incluir la prohibición de campamentos en el área de West campus, cerca de UT, además de varios puntos del centro de Austin y áreas con tránsito peatonal y vehicular.

Los partidarios describieron las propuestas como una simple mudanza.

"Simplemente los está trasladando de UT y del centro a mi vecindario, y eso que ya es un gran problema”, dijo Mike García, representante de “Take Back Austin”, quien aboga por acciones más drásticas. “Queremos que revoquen la ordenanza por completo".

Se espera que el concejo continúe el debate en una junta programa para el viernes.

close video ad
Unmutetoggle ad audio on off

Trending